La Cumbre Indígena de Mar del Plata

El 3 y 4 de noviembre de 2005 se realizará "La Cuarta Cumbre de las Américas" de la OEA en Mar del Plata - Argentina, con el lema "Crear trabajo para para enfrentar la pobreza y fortalecer la gobernabilidad democrática."(1), que pone el tema "pueblos indígenas" en el 16° lugar de entre 20 y en blanco, demostrando que para ellos somos ya algo inexistente. Existe en contraposición un "Llamamiento hemisférico a la III° Cumbre de los Pueblos y las movilizaciones en Mar del Plata, Argentina del 1° al 5 de noviembre del 2005."(2)

Existe también dos reuniones de organizaciones indígenas del continente con propuestas diferentes. Una de ellas del 2  al 4 de noviembre en Mar del Plata, contra el modelo capitalista neoliberal, en su "Pronunciamiento Político y llamado a los Pueblos Originarios de Abya Yala (América)." (3)
Y el otro el 27, 28 y 29 de octubre en Buenos Aires, patrocinado por la OEA, para la "Aplicación de los derechos de los Pueblos indígenas para fortalecer la gobernabilidad"(4), es decir para fortalecer la política actual de los gobiernos del continente, en contra de los pueblos indios que han luchado siempre por su libre determinación. Olvidando que por ello murieron Caupolicán, Calfucurá, Tupac Katari, Tupac Amaru y todos los pueblos indios que de sur a norte fueron exterminados o esparcidos fuera de sus territorios, y que hoy mismo son asesinados o tratan de ser convertidos en seres aculturados, sin tierra ni territorio, por patrones venidos de afuera.

En recuerdo de nuestros abuelos que nunca abandonaron la bandera de nuestra libre determinación, nos dirigimos a todos los hermanos que no olvidan que somos anteriores a los Estados que reinan en nuestros territorios y que piensan que debemos existir como pueblos y no como minorías domesticadas, que tomen una posición clara frente a la política rapaz, opresiva y represiva de los Estados sobre los pueblos indios del continente américano y sobre los procesos de elaboración a nivel mundial de convenios, acuerdos y declaraciones en organismos de la ONU que tienen consecuencias para el presente y para el futuro de todos los pueblos indígenas del mundo.

No olvidar también que los pueblos indios estuvimos y estamos siempre en primera linea en todos los combates anti-imperialistas, contra el neocolonialismo, contra los gobiernos oligarquicos y por el respeto y defensa de todos los sectores y poblaciones no indios oprimidos en todos los países del continente y que hemos apoyado y apoyamos como aliados a todos aquellos que luchan por las mismas causas. Es hora entonces de que estos aliados tomen en cuenta nuestra especificidad de ser pueblos anteriores a los Estados, con territorio, tierras, recursos naturales, cultura, historia, y sistemas sociales propios y que nos ayuden a detener el embate de los Estados para apropiarse de lo nuestro, por eso debemos exigirles a reconocer y apoyar todos nuestros derechos. El que se negara será porque considera que somos solamente carne de cañón o clientes de urna de votos o minorías exóticas y sin futuro, se desenmascarará entonces como colonialista que es.

Se debe dejar de seguir políticas anti-indigenas bajo la autoridad de gobiernos y ONGs financiadores de billetes de avión, como ocurrió en la ONU de Ginebra en el año 2000, donde la conjugación de las fuerzas destructivas contra los pueblos indígenas se mostró claramente, cuando los gobiernos de Dinamarca y Guatemala presentaron un proyecto que hizo anular por votación de los Estados, en una sesión de la Comisión de Derechos Humanos, la discusión que se estaba realizando en reuniones bipartitas (indígenas y gobiernos) para crear un "Foro Permanente de los Pueblos Indígenas" que tuviera capacidad de intervenir en los conflictos entre los Estados y los pueblos indígenas, que estuviera situado en el mismo nivel del ECOSOC, con presupuesto fijo y a la altura de su importancia, y que fuera dirigido por una mesa directiva bipartita formada por representantes de los gobiernos y por representantes indígenas elegidos por sus pueblos.(5) Los Estados crearon, entonces, por votación, un "Foro permanente", no de los pueblos indígenas, sino para discutir "asuntos indígenas", sin ningún poder político; que trata de asuntos que otros organismos ya discuten, tal la FAO, la UNESCO y otros; que sus resoluciones no tienen ningún valor cohercitivo; que sus escritos van directamente al cajón del olvido; que su nivel es el más bajo posible en el ECOSOC; que no tiene presupuesto fijo; que, el colmo, da poder a los gobiernos para elegir a los representantes indígenas basándose en su curriculum vitae, (¡los Estados elijen al mejor indígena para defender la libre determinación de los pueblos indígenas!); que tiene su sede en Nueva York - EEUU, país que puede impedir la entrada a los indígenas que no les parece bien.

La casi totalidad de los representantes indígenas del continente américano aceptaron dichos cambios sin pestañear y sin informar a sus pueblos sobre dicho golpe de Estado a nivel de la ONU, y sólo se preocuparon por saber quién en el "Foro" se llevaría la mejor parte abandonada por el león. Este hecho demostró a los gobiernos y a las ONGs que estaban frente a una generación diferente de los dirigentes indios que habían ingresado en la ONU en 1977 declarándose portavoces de pueblos sin Estado pero con los mismos derechos de todos los pueblos del mundo, y que con su lucha consiguieron, conjuntamente con sectores progresistas de la ONU, hacer reconocer tacitamente(6) por la ONU nuestra calidad de pueblo. Su empuje y participación hizo crear el "Grupo de Trabajo", hizo iniciar la discusión sobre la creación del "Foro Permanente de los Pueblos Indigenas", hizo aprobar el "Proyecto de Declaración de los Derechos de los Pueblos Indígenas", hizo redactar el "Convenio 169 de la OIT", y su participación activa fue reconocida en las convenciones y cumbres internacionales, donde su posición era escuchada. Pero luego de que las representaciones de Guatemala y Dinamarca impusieran sus voluntades a los representantes indígenas, por traición de los unos, por seguidismo ciego a sus ONGs financiadoras de algunos, o por no haber visto el engaño de los otros, desde ese momento la representación indígena en los eventos internacionales ya no fue tomada en cuenta, tanto que en la última "Cumbre sobre la Sociedad de la Información" los organizadores dieron un rincón a los indígenas para que se desfojaran aislados del resto y las propuestas salidas de allí, que fueron presentadas por los dirigentes del Foro, fueron ignoradas.

Los Estados más retrogrados son los más beneficiados por el "Foro", por ello quieren extender su monopolio sobre todo lo referido a los indígenas en la ONU. La prueba de ese beneficio quedó claro en la discusión sobre la continuación del "Grupo de Trabajo sobre poblaciones indígenas" en la Comisión de Derechos Humanos en el mes de abril de este año. El representante de EEUU señor AMY MCKEE al oponerse "dijo en un comentario general que en la última sesión de la Comisión los EEUU habían señalado que el Grupo de Trabajo sobre Poblaciones Indígenas ya no tenía utilidad. El Relator Especial estaba ayudando a los Estados a centrarse en mejorar sus actuaciones, y el Foro Permanente estaba presentando más preocupaciones de los indígenas en las deliberaciones generales de la Naciones Unidas. Sería mejor remplazar la sesión del Grupo de Trabajo por más tiempo por el Foro Permanente en la elaboración de un Proyecto de Convención. Los Estados Unidos de América pidieron que hubiera votación formal y señalaron que votarían contra la resolución." (E/CN.42005/L.56)

Los EEUU y los Estados neocoloniales tratan de sobreponer el "Foro permanente sobre cuestiones indígenas", (que está formado por indígenas elegidos por ellos), al "Grupo de Trabajo" (que cuenta con expertos independientes) por haber tomado en serio los reclamos de los pueblos indígenas sobre el dictado de los Estados, y sobre todo por haber redactado, con la participación de representantes gubernamentales y de miles de indígenas, durante 10 años, el "Proyecto de Declaración de las Naciones Unidas de los Derechos de los Pueblos Indígenas" que les reconoce su derecho de libre determinación, sus territorios, sus recursos naturales, su organización colectiva, sus formas de vida, su derecho a mantener su cultura, pero que ahora los gobiernos colonialistas, los lobbyings de las multinacionales y las oligarquías nacionales tratan de torpedear.

Recordemos que una Declaración de las Naciones Unidas sobrepasa tanto las organizaciones regionales como la OEA, como los Estados ; olvidarse de ello es un crimen en contra de nuestros pueblos. El "Proyecto" de Ginebra iniciado por los propios indígenas y abierto a todos, no debe ser mezclado con el de la OEA que es redactado por los Estados con indígenas "invitados".

Debemos reafirmar que una instancia de las Naciones Unidas aprobó el Proyecto de Declaración en su "texto original". Es un hecho que tiene valor en cualquier situación y lugar del mundo y que se quiere ignorar. !Tenemos un texto ya aprobado en una instancia de las Naciones Unidas que reconoce nuestros derechos y no se le da importancia! Su reconocimiento en la práctica depende de nosotros, de los pueblos indígenas, que podemos hacerlo viable presentándolo continuamente a los Estados y a nuestros aliados de las poblaciones no indígenas, hasta que se haga costumbre.

No apoyar la adopción del "Proyecto original" es tener la ilusión de que los Estados coloniales van aceptar mejorarlo, ahora que están en la cima de su poder unipolar, cuando no lo hicieron en 10 años de discusión; es no ver que, al contrario, tratan de destruirlo. Es aceptar su maniobra que aduce la urgencia, el chantaje de hoy o nunca (ese fue el argumento para imponer un "Foro" a su favor) para aprobar en diciembre y febrero una definitiva y que sea contraria a los pueblos indígenas. Si es aprobada una "Declaración" que no reconozca la libre determinación de los pueblos indígenas, o que esta sea parcial o interna, los gobiernos lo utilizarán inmediatamente para quitar legalmente los territorios y recursos que aún quedan a los pueblos indígenas.(7)

Los estados colonialistas están utilizando la misma estrategia utilizada para destruir el "Foro" original y hacer uno a su medida, llamando a seminarios en varios lugares del mundo, donde pagan los boletos de avión y estadía a expertos y a indígenas adictos para preparar sus contra-propuestas y para convencer, sin contradicción, a los otros participantes no conocedores del proceso que se desarrolla. Estos Estados son apoyados por minorías religiosas de Asia, como es Tebtebba, por miembros del Consejo Sami y por los que pregonan la "gobernabilidad". Todos ellos trataron de imponer en la última reunión una "Declaración" donde la libre determinación sea interna y que mezclaba pueblos e individuos, haciéndolo vago y contradictorio según las propuestas de los Estados nórdicos ; intentaron hacer adherir al caucus indígena a su posición, pero no tuvieron éxito.

Rompamos de una vez por todas con la forma de como se presenta en nuestro continente la presión de las potencias dominantes, antiguas coloniales, del mundo unipolar, que hacen predominar la corrupción y el enriquecimiento rápido, que quieren construir un mundo uniformizado y hacer desaparecer los pueblos dominados diferentes o integrarlos, una vez apropiados sus patrimonios, como restos folklóricos. Potencias que manejan enormes masas de dinero para dividir con dádivas a los pueblos indios destinados a desaparecer o a ser integrados como minorias o individuos aislados. Que fabrican organizaciones indígenas calcadas de ellas, para que sigan lineas políticas de los partidos criollos, iglesias y ONGs. Que son financiadoras de las principales ONG que se ocupan de los indígenas para repartir boletos de avión, cargos administrativos y electivos en el Foro, cargos electivos subalternos de gobierno en cada país, para participar en frentes políticos con los diferentes partidos libeales, neoliberales o de tinte religioso, siempre en contra de los pueblos indios. Que han dado existencia a una burocracia indígena internacional que viaja continuamente a representar las organizaciones en los eventos internacionales y que tiene intereses propios que defender. La "cumbre indigena" pro-gubernamental está en esta dinámica, por ello cuenta con enormes recursos financieros para documentación, seminarios y para traer delegados e invitados, para convencer a la prensa que son numerosos.

Viendo ese derroche no olvidemos que nuestros abuelos fueron autónomos en su resistencia y que durante 500 años mantuvieron vivo nuestro derecho a la libre determinación, no matemos hoy lo que costó tanto sacrificio. El mañana no existe, se lo construye.

Jallalla Pueblos Indios!

 

CEA-CISA, 25 de octubre de 2005.

°-°-°-°-°-°-°-°-°


1) El señor Eric Green funcionario de la OEA escribe que el coordinador nacional de cumbres para Estados Unidos, señor John Maisto, dijo el 19 de octubre que "las iniciativas estadounidenses para implementar el tema de la última Cumbre de las Américas en 2001, "Crecimiento con equidad", incluye un compromiso a completar "un Acuerdo de Libre Comercio de las Américas (ALCA) de gran calidad, que beneficie a todos los países."

2) Que dice: "Frente a esta Cumbre, donde el gobierno de los EEUU y los que concuerdan con él pretenden imponer el proyecto imperial de dominación y saqueo del continente -mas allá de los gobiernos que expresan voluntad de distanciarse de la hegemonía estadounidense- y continuando con la experiencia de movilización y construcción de las Cumbres de los Pueblos que tuvieron lugar en Santiago de Chile y Québec uniremos nuestras voces y nuestras luchas para hacer realidad nuestra III° Cumbre de los Pueblos. Para decir no al libre comercio, no al pago de la deuda externa, no a la militarización de nuestra América. Para converger y fortalecer todas las luchas y resistencias que los movimientos populares vienen forjando en todo el continente. Nos reuniremos también para debatir y avanzar en la construcción de las alternativas al neoliberalismo y la guerra, recogiendo todas las experiencias y propuestas que vienen siendo construidas en nuestra región." [...] "para avanzar en el camino de hacer posible nuestra América. La América de los pueblos, de las invenciones populares y las resistencias, de las alternativas al neoliberalismo y la guerra, la de los pueblos originarios, las mujeres en lucha, los campesinos, los trabajadores, la de los jóvenes, la de la diversidad sexual, de las culturas y ciencias religiosas, la de todas y todos, nosotros seres humanos dignos defendiendo lo que pertenece."

3) "La lucha de resistencia y proyección de los Pueblos indígenas en América por sus territorios e identidad se extiende hoy a cada rincon del continente. A su frente encuentra al modelo capitalista-neoliberal que pretende imponer el proyecto imperial de dominación y saqueo sin limite. Este modelo no tiene identidad ni nacionalidad. Sin embargo su sostenedor son los paises que buscan afirmar el poder y la hegemoníoa mundial : EEUU y Canadá." [...] "Debemos revertir el contexto de los siglos de colonización y la implementación del sistema de la OEA como organización regional de la ONU en la actualidad, siendo violación de derechos de "libre determinación" de los pueblos proclamado por las resoluciones 1514 y 1541 de la Asamblea General de la ONU en 1960. Para eso buscamos la transformación de los actuales Estados en Estado Plurinacionales donde se pueda ejercer previamente: La libre determinacion como Pueblos Originarios preexistentes a la conformación de los modernos estados. El control de nuestros territorios que habitamos por historia y derechos y los cuales son inalineables, imprescriptible e inembargables. Modelos de desarrollos propios en base a conocimientos y prácticas que garantizan la reproducción de nuestros pueblos y nacionalidades en armonía con nuestro entorno y que tienen como base propios criterios de bienenstar y equilibrio. La Autonomia en los ámbitos políticos, juridiccionales, fiscal, territorial, de competencias culturales, etc." Pronunciamiento político y llamado a los pueblos Originarios de Abya Yala (América). Septiembre de 2005.

4) "¿Que resoluciones se tomaron hasta el momento?

Los avances realizados por AFN y ONPIA indican que se tomaron las siguientes resoluciones: Que este evento es el mas importante que se ha realizado hasta la fecha en aras de la Cumbre de los Pueblos. Que se constituirá un Comité Político Organizador conformado por los representantes indígenas del Norte, Centro y Sudamérica y el Caribe, para el seguimiento de este proceso organizativo y para la busqueda de la unidad entre los pueblos y organizaciones indígenas en la confluencia de las gestiones y luchas. Que la Cumbre no termine solamente con una declaración, sino que las acciones del Movimiento Indígena Internacional continúen para generar alianzas estratégicas en el continente, unificándonos con el propósito de que se plasmen nuestros derechos en los proyectos de declaración de la ONU y la OEA y que logremos que se cumplan en su aplicación el Convenio 169 de la OIT y otras normas internacionales." Rumbo a la II Cumbre de los Pueblos Indígenas. 3 de septiembre de 2005.

5) Esos representantes indígenas no usaron su derecho de veto que disponían de hecho en ese momento, para hacer que los Estados respetaran el acuerdo de que hubiera consenso en las discusiones en curso, ya que no se había llegado en ningún punto a un acuerdo por consenso, pero los gobiernos lo pasaron por alto y crearon un "Foro" a su conveniencia, alegando lo contrario.

6) La generación indígena que entró en la ONU en 1977, logró que la libre determinación de los pueblos indígenas fuera reconocida implicitamente por este organismo al hacerle crear una instancia de discusión aparte del de las minorias nacionales, el "Grupo de Trabajo" actual corresponde a esa especificidad.

7) Los Estados tratan de integrar en la discusión los "derechos de los terceros" que dicen serían perjudicados si se reconociera los Derechos de los Pueblos Indígenas. Los terceros son teoricamente los habitantes no indígenas que viven en territorio indígena, pero en realidad son las multinacionales que consiguieron apropiarse de tierras y de recursos naturales, las oligarquias terratenientes, las iglesias que con ayuda gubernamental lograron ingresar en las comunidades indígenas haciéndose propietarias de tierras arrancadas a sus feligreses indígenas. Todos ellos son contrarios a la adopción del Proyecto de Declaración original y ganarían con los cambios que se está tratando de hacer. Este tema es incluido en : cuestiones transversales.